Síguenos en Twitter Síguenos en Facebook
Domingo 26 de Marzo de 2017
El Universal
Anúnciate

más de 10 mil anuncios clasificados

Ir a búsqueda detallada
Ir a búsqueda general
¿Quieres ser director? Prepárate para subir la escalera corporativa

Las organizaciones requieren que sus directores tengan ciertas habilidades, las cuales, hoy, se están transformando

 

Compartir
Email
+ -
Imagen
Por:Mariana F. Maldonado/El Universal, Corresponsal

Si desde hace tiempo estás persiguiendo una posición directiva, es necesario que conozcas lo que las empresas están buscando hoy. No se trata de tener exclusivamente una maestría que acredite el conocer sobre administración de negocios, sino que se relaciona con poseer varias habilidades que van desde las técnicas, hasta las llamadas “suaves”, como es el liderazgo.

Si éste es tu objetivo profesional, es necesario decir que es un plan de carrera largo y que exige la colección de ciertas habilidades.

De inicio, es muy importante tener una visión global y relacionar ésta con el negocio. De hecho, éste es uno de los retos que enfrentan los directivos de las empresas que operan en México, de acuerdo con la consultora KPMG.

“Hoy más que nunca, la alta dirección debe estar atenta a las conexiones que pudieran existir entre sus empresas y los hechos disruptivos que ocurren fuera de las fronteras, incluso cuando parece que no les afectarán”, sostiene esta compañía.

Así, las empresas están buscando a alguien que pueda desarrollar estrategias de negocio en distintos mercados y que sepa trabajar con personas con distintas nacionalidades, culturas y puntos de vista.

“Es muy importante contar con esta experiencia global porque cada vez más el talento se consigue en distintos lugares del mundo y las empresas ya compiten en distintos mercados, no sólo el nacional. Se necesita personas con esa capacidad de trabajo internacional”, asegura Ernesto Bolio, director del programa máster en dirección de empresas de IPADE.

Así, es muy importante el que si eres candidato a un puesto directivo tengas esta experiencia, y que si no, te concentres en desarrollarla. Si has trabajado en otras latitudes ya, excelente; si no y buscas ocupar una de estas sillas, es momento de que empieces a planear este movimiento previo o que busques alguna maestría que te permita tener esta experiencia en el extranjero, la cual va a darte la perspectiva que las organizaciones están buscando.

Conocer el negocio en su totalidad

Hoy los perfiles que están llenando las posiciones directivas son aquellos que tienen conocimiento del funcionamiento en total del negocio. Es necesario entender que las decisiones que se tomen en cierta área de la empresa tienen un peso sobre el resto del negocio y sus objetivos finales. Los directores tienen que tener esta perspectiva de toda la empresa para que a la hora de tomar una decisión estratégica no se escape ningún área de negocio.

Y justamente, relacionado con las decisiones estratégicas, es necesario que los candidatos conozcan las herramientas de análisis y de síntesis necesarias en esta área sigue siendo básico. Instrumentos como el análisis FODA, las cinco fuerzas de Porter, análisis PEST o propuesta de valor, por poner ejemplos. Son tecnicismos que quien quiera ocupar estas posiciones debe conocer. “En estas posiciones, es necesario conocer estas herramientas, saber analizar la industria o delimitar la ventaja competitiva”, asegura el especialista del IPADE.

También se necesita liderazgo. Es una palabra que desde hace varios años pareciera estar de moda, pero la realidad es que esta habilidad
ha llegado para convertirse en esencial para
las organizaciones.

Hay muchas definiciones pero el liderazgo puede entenderse como el inspirar y hacer que otros se comprometan y caminen en la misma dirección. Si quieres ser director vas a tener un equipo a tu cargo y esto requiere que sepas —además de trabajar en equipo, lo cual debe definirte como profesional— hacer que ellos se motiven y logren en conjunto las metas planteadas dentro de la organización.

Big data

“Los avances tecnológicos nos están llevando a buscar a gente que entienda mejor cómo utilizar la información disponible —dentro de los parámetros de privacidad— de los clientes y sus preferencias”, explica Salvador Hernández, Socio de estrategia y operaciones de Deloitte México. Hoy es necesario que aquellas personas que están en puestos directivos tengan conocimientos de todas aquellas herramientas tecnológicas que permiten analizar toda la información disponible sobre los potenciales clientes y que ayudan a generar estadísticas sobre las preferencias de cada grupo de población al que se quiere llegar.

“La capacidad de poder determinar de qué manera la interacción multicanal y la de redes sociales y aplicaciones a través de teléfonos móviles y tabletas se puede utilizar para mejorar la experiencia del cliente es básica hoy”, asegura el especialista.

La tecnología ha empujado a que no sólo se requieran directivos con más habilidades sino a que los roles y las áreas dentro de las organizaciones hayan evolucionado y dado origen a la creación de nuevos puestos de trabajo que antes no existían. Tampoco es de sorprenderse si se toma en cuenta que 65% de los alumnos de educación primaria trabajarán en empleos que no existen todavía, de acuerdo con un estudio del Foro Económico en Davos.

Así, a las distintas áreas del negocio hoy se le ha agregado una más: La de los datos. “Hemos estado recibiendo peticiones de empresas que piden hoy un rol de Chief Data Officer, el gran gestor de datos de los clientes. Éste es un rol que puede volverse muy importante que puede ayudar a la empresa en distintas áreas estratégicas, ya sea en finanzas o en mercadotecnia en cuanto a las estrategias con clientes, a la gestión de la capa de datos”, explica el especialista.

Este nuevo especialista se encarga tanto de gestionar los datos internos de la empresa como estos datos externos que los clientes generan a través de distintos canales y  que su análisis permite desarrollar nuevas estrategias dentro de
la organización.

El set de herramientas que tenga quien ocupe esta nueva posición tiene que ser muy alto, ya que debe conocer tanto de tecnología y herramientas de minería de datos, como de las distintas áreas de la empresa.

Pero en general, manejar la tecnología es prácticamente obligatorio. “Para la dirección que tú quieras, debes saber utilizar las herramientas que te dé la información sobre los clientes y los productos”, explica Salvador. Las empresas que serán más exitosas en un futuro son aquellas que tengan un acercamiento adecuado con el cliente, así que un directivo tiene que saber cómo hacerlo. De hecho, éste es uno de los retos de los que dirigen hoy, de acuerdo con KPMG. Al menos a 94% de los directores generales en México y el mundo, le preocupa la lealtad de su cliente, por lo que las empresas deben ser proactivas a la hora de conquistar (y reconquistar) a sus clientes.

MBA o no…

¿Las empresas cuando buscan a un director ponen como requisito el que tengan una maestría? No es obligatorio pero se da prácticamente por sentado que los candidatos la tienen.

Sin embargo, más allá de tener una maestría o experiencia fuerte en la industria respectiva, lo que hoy se está valorando más es la creatividad y lo que ésta pueda contribuir a la innovación.

“Se da como un hecho que la tienen, pero lo que hemos visto es que para puestos que antes necesitaban una experiencia clave en la industria en específico, ésta no es tan relevante como el poder ofrecer una experiencia de innovación multidisciplinaria”, asegura el especialista
de Deloitte.

Antes, estudiar un MBA (una maestría en administración de negocios, por sus siglas en inglés) era casi una garantía para mejorar el sueldo y el nivel del puesto. Hoy, un grado de este tipo sí sigue acelerando el desarrollo profesional pero no al mismo ritmo que lo hacía antes.

Las maestrías siguen siendo un nice to have (es bueno tenerla), pero en este momento no son un requisito indispensable, salvo para aquellos puestos muy tradicionales como el de finanzas, por ejemplo. Los directores de hoy además de cumplir con sus funciones técnicas, necesitan convertirse en un catalizador para la innovación y para trazar nuevas estrategias que impulsen el crecimiento de la organización.

“La innovación, considerada como una cultura al interior de las organizaciones, es fundamental para responder a las amenazas como los cambios tecnológicos y económicos de la cadena de suministro, así como la transformación de las necesidades de clientes, consumidores e, incluso, colaboradores”, sostiene al respecto la consultora KPMG

Contrate su anuncio 5237-08-08

comentarios